Skip links

Entrevista con una voluntaria de Saxum

Share

Saxum se hace posible gracias a la cooperación de voluntarios de todo el mundo. Una de nuestras voluntarias actuales, Joanne, ha estado trabajando en el Visitor Center desde Noviembre. Si quieres saber más sobre su experiencia de vida durante su voluntariado en Tierra Santa, lee esta breve entrevista que le hicimos antes de su regreso a Londres, a finales de Junio.

(La entrevista original fue realizada en inglés, aquí tenemos la traducción al español.)

¿De dónde eres?
Mi familia es de India pero después que mis padres se casaron se mudaron a Inglaterra, así que nací en Londres. Mi padre es de Delhi y mi madre de Calcuta.

¿Por cuánto tiempo has estado aquí?
Por 7 meses y medio. Llegué en Noviembre y me iré a finales de Junio.

¿Y por qué viniste?
Quería tener un año sabático después de terminar mi licenciatura [en física].

¿Cuál es tu parte preferida de trabajar en Saxum?
Es un proyecto del que había oído hablar durante muchos años y del cual ahora formo parte. Muchas personas han contribuido desde antes de su construcción y ahora podemos conocer gente de todo el mundo, que no necesariamente, habían escuchado de Saxum con anterioridad. Siento que, formamos parte del momento en que Tierra Santa cobra vida para la gente… ¡puedes verlo en sus caras! No son los mismos antes y después. Me hace sentir afortunada ser parte de esto, sabiendo que pude no haber sido elegida para ser voluntaria.

Guíame a través de un día de trabajo cualquiera.
Salimos hacia el trabajo [desde la Ciudad Vieja de Jerusalén] a las 8 de la mañana, tomamos el tranvía y el autobús a Abu Ghosh y disfrutamos de un buen paseo cuesta arriba hasta Saxum. Mi trabajo ha variado en los últimos 8 meses, lo que es genial porque puedo probar cosas nuevas. Doy el tour multimedia a grupos de habla inglesa, gestiono bases de datos y respondo a consultas, entre otras cosas.

Cuando guías un tour, ¿cómo te sientes?
Al principio un poco nerviosa, porque no sabes cómo va a reaccionar la gente, ya que hay personas de todo el mundo, con distintos contextos, es muy importante adaptar el tour a cada grupo.

¿Te sientes segura aquí?
Sí – Jerusalén es más segura porque es una ciudad Santa para las tres religiones principales, creo que es menos probable que haya conflicto. Lo que sabía antes de venir es que por desgracia hay lugares en donde tienen problemas sin embargo, es fácil evitar esos lugares.

¿Cuál fue tu reacción inicial al venir a Tierra Santa?
Fue un gran choque cultural que me esperaba y al mismo tiempo no. Nunca imaginé estar en un país en donde todo el mundo habla hebreo y todos esté escrito en hebreo.

¿Dinos cual sería lo que no puedes perderte en Tierra Santa?
Por supuesto, la Iglesia del Santo Sepulcro. ¡Tiene que serlo! Es el lugar en donde sucedió el hecho más crucial de la historia, pero también por eso me gusta Nazaret, porque sin la Anunciación no tendríamos la Resurrección.

¿Y algún lugar que no esté incluido en algún tour?
Me encanta Ein Gedi. Estaba a la mitad de mi estancia aquí y teníamos un clima muy agradable, caminando por el desierto con cascadas. ¡Era irreal!

¿Cuál es tu comida favorita para comprar aquí?
Dulces árabes. Baklava y Kanafeh – con un café árabe. Odio el café, pero podría beber café arábe todo el día.

¿Es cierto que el calor es insoportable? ¿Cómo te mantienes fresco cuando hace mucho calor?
La única vez que sentí un calor insoportable fue en Galilea en la primera semana de junio, y en el río Jordán hacía mucho calor y había mucha humedad. Sobrevivimos, gracias al aire acondicionado del coche, mientras actúes con inteligencia, te mantengas hidratado y comas algo con azúcar, estarás bien, en general, te acostumbras al calor y yo vengo de Inglaterra, donde nuestro verano es cerca de 24°C.

¿Qué cosas recomiendas que deben traerse a Tierra Santa?
Un adaptador de enchufe europeo; protector solar; el libro “Huellas de Nuestra Fe» – digital o impreso; y lo más importante: sentido del humor.

¿Crees que es imprescindible que la gente venga a Tierra Santa?
Sí, porque no se puede tener esta experiencia en ningún otro lugar. Y no me refiero sólo en un sentido espiritual. Es único en todos los sentidos y no se puede encontrar en ningún otro lugar por eso, hay que venir.

¿Cómo te sientes al dejar [Tierra Santa]?
¡No quiero hablar de ello! Nunca jamás recuperaré este año y eso siempre es difícil. Estar en Tierra Santa…hace todo diferente. Es el primer lugar en el que viví sola y tuve que cuidar de mí misma. Siento que es donde crecí y senté cabeza.

¿Algo más que añadir?
Ya que Saxum estará aquí hasta el fin de los tiempos-si Dios quiere- y se convertirá en la octava maravilla del mundo, ¡solicita ser voluntario aquí mientras puedas!

Return to top of page